Relatos y experiencias…


Miguel Angel.
Miguel Angel.
Hola amigos lectores, hoy vamos hablar un poco sobre el tema de la vida y la muerte, son algunas historias de algunos que me contaron y como no, las publico aquí para todos vosotros. Como saben en los momentos entre la vida y la muerte algunas personas ven o notan eventos sobrenaturales. Muchos no saben que es o buscan explicación a lo que vivieron, a día de hoy muchos no saben que les paso y el porque. Ahora aquí lo podréis leer y disfrutar. Saben que ninguno de nosotros estamos exentos de estos eventos sobrenaturales, por lo cual si en alguna de las historietas que comento a continuación son mas o menos parecido a lo vivido por otros “es señal” de que algo existe, sin sugestiones como muchos dicen. La sugestión podría ser si pensamos mucho en algo y pueda ocurrir, pero otras es que te coja de sorpresa y te quedes asombrado. Las experiencias vividas cerca a la muerte no tiene limites, no se sabe exactamente que ocurre cuando nos morimos pero esta claro que existe personas que volvieron y contaron sus experiencias, experiencias iguales que otros. Nadie en estas historias se conocen, queda claro que algo existe ¿No creen?. ¡Sigamos!.

La luz..
La luz..
1º relato:

Hola Miguel Angel, hace un tiempo trabajando en el servicio de emergencias, un día de tantos, algunos trabajadores “hablando entre ellos”, se decían que cuando algún paciente entraba en momentos de morir sentían que se marchaba, que el cuerpo se quedaba como hueco, como dejar un coche y salir tu de el. El alma parecía que salia y como decían “el cuerpo tenia pinta de hueco”. Ellos intentaron reanimarlo pero ellos sabían bien que delante de la familia y personal de poca confianza, era trabajo en vano pues ellos sabían que la persona no viviría ya que su alma no estaba dentro de su cuerpo. Algo les decía que pararan de hacer la reanimación porque ya no volvería ¿Pero como vamos a parar de hacer la reanimación? ¿Como se lo decimos a la familia o médicos?, pues seguían haciendo reanimación hasta que pasara un tiempo, haciendo el “paripe”. Ellos me contaron que notaban cuando el alma estaba dentro de la persona y al hacer cuatro cosas volvía a la vida y el corazón volvía a latir y otros no, otros ya se marcharon y ese cuerpo inerte estaba hueco.
Muchos de ellos sabían de los eventos sobrenaturales, cada vez eran mas los que se unían a los pensamientos de sus compañeros de que ellos también sentían y experimentaban esas sensaciones extrañas que solo “parece ser” que son personal cercana a personas cerca de la muerte. Sabían claramente que no podían decir nada a nadie o poco a poco se iban sumando mas personal sabiendo que existe esa experiencia.
Sin contar que incluso en el lecho de muerte “se visualizaban” luces pequeñas como chispas, luces o bolitas de colores o nieblas o nubes.

Miguel Angel: ¿Bolas dentro de la habitación, nieblas o nubes?

Sanitario: ¡Si y no solo yo lo veía!, algún otro compañero si lo veía como yo, otras veces solo yo. Pero por miedo no decía nada y me callaba. La sorpresa fue cuando me entero que tenia mas compañeros que les pasaba lo mismo. Tanto sentir como ver, claramente el sentir “no fallaba” era ver y saber que reanimar al paciente era un paripe, ese cuerpo esta vació, ese cuerpo ya no tiene el alma, el alma se marcho. Pero se tenia que hacer igual sabiendo que no viviría, etc.

Miguel Angel: ¡Que fuerte, pero no sois los primeros que les pasa!, cuando estos temas ocurren muy frecuentemente es porque algo existe al otro lado, una vez morimos algo nos espera. Claramente existe y no solo lo comento yo si no científicos que estudian estos temas “física cuántica”.

Sanitario: Si, la verdad que eso ocurre donde trabajamos y cada vez tenemos mas compañeros que les pasa. Ven salir incluso del cuerpo al alma, una especia de nebulosa grande y de luz. ¿Por que lo vemos? ¿Que quieren decir? ¿Sera que trabajamos cerca de la muerte y se agudiza algo en nosotros?.

Miguel Angel: Posiblemente podría ser eso, pero no tengo esa respuesta. Lo único que podría decir es que muchos ven y otros muchos mas no ven, según el estado de cada uno de nosotros vemos o no. Con meditaciones y vibración que tengamos así obtenemos. Algunos sin esfuerzo les pasa y eso es porque ya vino o nació con esa cualidad “no don”. Todos podemos por lo que se.

Pues el sanitario comento mas eventos y nunca supo el motivo de ello. No entendía como antes no y ahora si. Como todo en la vida “siempre” existe una primera vez para “TODO”.

images2º relato:

Hola Miguel Angel, te dejo este relato que me ocurrió muchas veces en mi vida y es así. Un día en invierno de hace muchos años me ocurrieron algunos eventos interesantes, mientras estaba en casa estudiando para unos exámenes, recuerdo que tenia unos 15 años y siempre que estaba en la habitación pasaban cosas raras, golpes, olores a romero y brisas “teniendo la ventana cerrada”. En alguna ocasión alucine porque veía caer una pluma de alguna sitio, pero no sabia de donde aparecía dicha pluma, siempre la veía caer con el rabillo del ojo desde el techo al suelo. La cogía y realmente era una pluma de tipo paloma. No me explicaba de donde era, le comentaba a mi madre sobre ello y ella me decía que era de algún pájaro, que alguna vez al abrir la ventana para ventilar dicha habitación podría colarse dentro. Realmente nunca encontré la explicación de esa pluma que alguna vez caían del techo de la habitación, todo muy raro. Así algunos años mas, incluso viendo energías volar por la habitación.
Hasta que un día casualmente picaron a la puerta y al abrir vi a un hombre extraño, tenia un traje algo raro y en donde me comentaba si estaba mi madre, claramente le comente que no y que pronto vendría, el señor dijo que vale y dijo que hay personas que me aman en el otro lado, que las cosas que me pasan eran por seres celestiales, todo eso mientras se marchaba por las escaleras. Pensé que como podía ser que ese hombre supiera esas cosas y salí en su busca, al mirar en el rellano de abajo “el hombre no estaba”, no existía evidencia de ese hombre. Ese hombre venia vendiendo una especie de jabones naturales y quería hablar con mi madre. La verdad que tenia una pinta extraña pero no volvió. A la llegada de mi madre le comente sobre lo ocurrido y me dijo que ella no sabia nada de esos jabones ni de nada, que tuviera cuidado al abrir la puerta ya que existía gente mala en la vida.
También le comente que el señor me dijo que existía gente celestial que me amaba y mi madre respondió sobre el abuelo que el esta siempre con nosotros, pero no me creyó en nada sobre ese señor, pensó que me lo inventaba. En fin que volví a mi vida normal y olvide lo sucedido. Al tiempo y estudiando como no, un día en al habitación paso otra vez los golpes, olores y plumas, pero esta vez fue algo especial. Al ver una energía por la habitación la mire y esa misma se materializo, sentí una paz enorme y se volvió en una silueta de una persona que poco a poco se fue trasformando en alguien, era un hombre, poco a poco me quede petrificado al ver que era exactamente el mismo hombre que vendía jabón, el hombre sonrió con una brillante sonrisa y luz total y me dijo “soy tu abuelo y como bien te dije” te amo, siempre estaré por aquí, os cuido. En el cielo se os ama mucho por eso tenéis que seguir siendo como sois y no olvidarme. Dile a tu madre que se cuide un poco de esa espalda y que descanse mas, dile que la amo y que deje de ir en coche sin cinturón.
En eso que desapareció y salí corriendo en busca de mi madre contando todo como bien le dije de las plumas, olores y golpes. Claramente mi madre sonreía y no me creía, pero cuando le dije lo de la espalda y que ojo de ir en coche sin cinturón, que el abuelo nos quería, puso ojos de plato porque no sabia como era posible que supiera eso sin yo saberlo, desde entonces me cree siempre que me pasa algo…. Estaba claro que existe el otro lado, cuando morimos vamos algún lugar donde nos encontremos con nuestros seres queridos y como no, con Dios.

Pura energia...
Pura energia…
3º Relato:

Hola Miguel Angel, te dejo mi relato, gracias a tu blog podemos comentar nuestros relatos y vivencias en la vida. Gracias por tu tiempo. El relato dice así.
Un día en el año 2003, me encontraba trabajando de panadero, de ayudante, el dueño de dicho negocio me llamo y me comento que tenia que llevar un pedido de pan a un lugar un poco alejado de la sociedad.
Era una especie de casa rural donde dos ancianos de unos 70 años residían en dicha casa. Era todo muy extraño porque siempre que llegaba al lugar ellos me estaban esperando “como siempre”, era todo siempre igual, vestían igual y siempre en el mismo lugar. Era como que el tiempo nunca pasara, algo realmente extraño “pero” yo iba por trabajo y dejarles el pan. Al dar el pan y cobrarles, tenia que ir a un tiesto donde tenían una pequeña flor muy hermosa y tenia el dinero dentro de ese tiesto. Nunca entendí porque siempre dejaban el dinero en esa maceta o tiesto.
La cuestión que como siempre tenia que ir por temas de trabajo y llevarles el pan, nunca preste atención a nada mas, pero la verdad que siempre que estaba en la zona era algo extraño, paz, luz, no se, todo muy hermoso. Lo curioso que esa flor nunca cambio de forma, siempre igual y la tierra medio seca, parece que nadie la regaba y la flor seguía hermosa.
En eso que volví a marcharme y los ancianos seguían como siempre, como un bucle, algo que nunca cambia y siempre es la misma historia.
Un día no se como fue que le comente al dueño de la panadería que siempre que tenia que ir a esa casa en la montaña para llevar el pan, los abuelos eran muy raros, sus comportamientos eran raros. Claro que el dueño de la panadería se ria, mucho. El decía que estaba loco, en esa casa no vivía nadie desde hace ya 10 años, que ese pan se queda en la zona para el hijo que lo recoge cada vez que puede, no sabia el motivo de ello pero quería el pan tal cual lleva haciendo años. Alguna vez sabia que el pan se quedaba en el sitio y incluso se echaba a perder. Pero que los señores de la casa ya no estaban, fallecieron. Claro que cuando eso me comento el dueño de la panadería “alucine” no daba crédito a ello, claro que también se lo comente al dueño que como podía ser si el los veía siempre que iba a llevar el pan, haciendo los quehaceres de la casa y tierras como tenia de sembrados. El dueño de la panadería se quedo blanco pero no creía al ayudante, no podía ser porque como dijo el mismo y sabia, los abuelos murieron hace unos 10 años. En eso que el dueño de la panadería me comento que tenia que ir de nuevo a la casa y como no, fui. Dando vueltas al asunto pensó que cuando vea a los abuelos hablara mas con ellos y investigara sobre todo lo que vio en estos meses que llevaba trabando con el dueño de la panadería.
El chaval llegando a la zona, la casa seguía igual, intacta, como siempre. Pero esta vez se percato que no veía a nadie. Se paseo un poco por la zona y se hizo el loco llamando a los abuelos para dejarles el pan donde siempre. En ese momento vio mas barras de pan secas del paso del tiempo, las dejo y fue a por el dinero, vio que el dinero estaba en esa maceta y esa flor igual de bella. Como puede ser que esta vez no estaban los abuelos, en eso que se decidió a irse cuando de golpe algo de tras de el se presento, se giro y vio a los dos abuelos sonriendo y mirándole, con una luz y una paz del copón. Se les acerco los abuelos y le dijo al chaval que volviera y que no hacia falta mas que volviera a llevar el pan, que ellos ya se marchaban ya que su hijo falleció y se van con el, ellos solo estaban en el lugar para ver a su hijo y estar con el. Los abuelos antes de partir al mas allá del todo les comento que fuera tras de la casa a una fosa, que tenia que avisar del accidente que le paso a su hijo. Claramente miro desde lo lejos esa dicha fosa y los abuelos desaparecieron, fue a mirar a la fosa y claramente el hijo de unos 69 años estaba abajo. Llamo a emergencias, dueño de la panadería, policía etc etc y efectivamente era el hijo que falleció por un accidente tirando pan a los patos de un estanque de al lado y por un resbalón callo a una especia de fosa o pozo donde murió.

El dueño de la panadería alucino de lo que le contó el ayudante y no dio crédito de todo, sabia como eran esos abuelos y el ayudante se los detallo al dedillo. Muchas cosas ocurrieron y en donde siempre la historia entre la vida y la muerte “la tenemos presente”.

Bueno amigos lectores, aquí unos relatos, espero que os guste y como no, esperen un poco mas para poner unos pocos mas. Nunca se sabe donde podemos tener una experiencia como estas o mejores o peores, pero si tenemos que aprender y saber que algo hay tras esta vida, solo tenemos que esperar a que nos toque o alguien venga y nos diga claramente.
Saludos a todos…

Miguel Angel.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s